jueves, 19 de agosto de 2010

Nice boobs!


Acabo de volver de un viaje por Turquía, Siria y el Líbano acompañada de tres adorables criaturas con las que viví miles de aventuras imposibles de resumir en este nada prolífico blog. Me centraré en el tema de siempre para no aburriros.
En una plaza de Damasco conocí a Omar, el chico más guapo de Siria. Me llevó de paseo por unas calles estrechas y solitarias (claramente un circuito preparado para impresionar a las turistas) y cuando se terminaba, se giró majestuosamente (también ensayado), me miró con ojos de enamorado y me besó. Nos enrollamos en el callejón más oscuro bajo el cielo estrellado de Damasco. Entre morreos y toqueteos me agarró las tetas, una con cada mano, y soltó Nice boobs!, una expresión ya mítica entre mis amigos que no dudo que perdurará en el tiempo.
No satisfecho con el magreo por los callejones, Omar buscó un lugar donde poder acabar lo comenzado. Acabamos acostándonos en un pintoresco cuchitril al son de la llamada del almuecín. Esto unido a que el chico era vigoroso y resolutivo, tenía 23 años y estaba como un queso lo convirtió en un polvo memorable.
En la foto, Mel, Omar y yo entre otros personajes de la noche damascena

5 comentarios:

ces dijo...

diossssss me encanta!!!! yo yo venga hablar de lo que me había impresionado Chicago y tu no soltabas prenda...estas historias se tienen que soltar al minuto uno..cuanto me alegro que el polvo fuese memorable!

Metafrastida dijo...

El tío está como para hacerle un favor. ¿Tienes su Facebook? Quiero agregarle.

Anónimo dijo...

a ver si escribes un post nuevo...

Sergio dijo...

ya no hay tiempo de viajes...

Anónimo dijo...

porfaaaa, pooooooost!